Canal RSS

Archivo de la etiqueta: Camps

Camps se nos ríe en la cara

Publicado en

Dicen los del PP en la Comunidad Valenciana que los valencianos ‘rechazan la judicialización de la vida política emprendida por el PSPV para saltarse las urnas‘.

¿Judicialización de la vida política? ¡Hay que echarle cara!

Como valenciano exijo que el PP identifique a los políticos de su partido que han participado en trama de corrupción conocida como Gürtel y que sean expulsados sin contemplaciones de esa formación política. Hasta ahora no solo no se ha tirado a nadie, sino que da toda la sensación de que TODOS, en Valencia y en Madrid, sabían que esta trama estaba en funcionamiento. ¿Que no es así? Pues no veo que se depuren responsabilidades, luego TODOS estaban al tanto de que esto pasaba. No todos se habrán beneficiado, pero está claro que nadie está limpio como para liderar una purga.

¿Judicialización de la vida política?

Si los implicados en la trama Gürtel hubiesen sido expulsados del partido o si tan solo se hubiese impedido a los imputados en la trama Gürtel figurar en las listas electorales, no hablaríamos de «judicialización de la vida política».

No hay judicialización de la vida política: lo que hay es una trama de corrupción que debería hacerles caera la cara de vergüenza a los políticos del PP y que está siendo sometida a un proceso judicial, como debe ser.

¿Judicialización de la vida política?

Es el colmo que nos toméis por gilipollas repitiendo memeces como ésta a la que tan acostumbrados nos tienen los sociatas. Si sois igual de corruptos e igual de demagogos mal andamos.

Los valencianos lo que no queremos es que los catalanistas del PSOE lleguen al poder. Y muchos optarán por votar al PP. No lo condeno porque entiendo y comparto los motivos. Pero no nos toméis por idiotas.

Camps o el nazional-socialismo catalán

Publicado en

No me cabe duda de que la corrupción en el PP de Valencia ha existido. El dinero que se quita a todos los españoles para dárselo a los políticos acababa siempre en manos de los mismos empresarios que cobraban mucho más del precio de mercado y que repartían las ganancias con los adjudicadores de los contratos. Ni siquiera «financiación irregular», sino directamente dinero al bolsillo, en billetes o en especie. Mafia, corrupción, sinvergonzonería. etc. Sin duda. Y el que diga lo contrario nos está tomando el pelo.

¿Cómo se han depurado responsabilidades en el PP? No lo han hecho, de lo que solo cabe concluir que en mayor o menor medida todos sabían lo que estaba pasando, y algunos directamente en el ajo llevándoselo crudo.

¿Hay razones para exigir la dimisión de Camps? Por supuesto, pero no por unos trajes sobre los que nada se ha demostrado, sino por la trama de corrupción que ha estado maniobrando en su partido. Si además alguno de los empresarios corruptos son íntimos de Camps, pues más razón.

Pero por otro lado esto me recuerda a las críticas que se hacían hace unos años al entonces rector de la Universidad Politécnica de Valencia. Se decía de él, y era verdad, que no había quien entendiese sus discursos, que se movía por impulsos sin mucha base racional o que se movía al son que tocaban ciertos directores de departamento, los auténticos poderes fácticos de esa universidad. Aquél rector acabo metiéndose en política y dejó el rectorado. Ahora hay un nuevo rector y no solo se están implantando medidas de limpieza lingüística, tomando como modelo a los nazis catalanes, sino que esta universidad, antaño libre de politiqueos nazionalistas, ahora se llama Universitat Politècnica de València, siendo oficial exclusivamente el nombre en catalán. Todo un símbolo del talante de esta gentuza.

No es que Camps sea una joya, pues por ejemplo en esta comunidad ni siquiera está garantizada la escolarización en la lengua materna, pero un partido fascista como el PSOE en nuestra comunidad puede hacer mucho más daño. Puede convertir nuestra vida en una auténtica mierda. Basta mirar a los vecinos del norte y ver las políticas desarrolladas por estos desgraciados. ¡Ojalá nunca tengamos un gobierno de izquierdas en la Comunidad Valenciana, por la cuenta que nos trae! (ya gobernaron, y de verdad ¡nunca más!)

¿Y a quién votamos? El PP merece desaparecer, y así lo deseo, pero la patada en el culo se la daremos en el nuestro. Desde luego sé a quién no votar, eso lo tengo claro.

¿Camps amenaza con montar su propio partido?

Publicado en

Sinceramente, no me lo creo.

Camps amenaza a Génova con montar un partido independiente si le echan

A nadie se le escapa que en España no hay democracia, sino partidocracia. En concreto el poder lo tienen el PSOE y el PP, no el pueblo, no los ciudadanos. Los diputados no son más que monigotes, maniquíes que obedecen las consignas del partido: sobran todos los diputados, bastaría con uno por partido con un peso proporcional al número de votos (sin ley d’Hondt, y así de paso nos libramos de la morralla nazionata). Es en este contexto en el que los ciudadanos asistimos impasibles a las mentiras y tomaduras de pelo de los Bono, Zapatero, Gallardón, Rajoy, Feijóo, Camps y compañía. Nada de eso sucedería si hubiese listas abiertas, si el cargo de un diputado dependiese de su credibilidad y de su trayectoria, y no del deseo del presidente del partido al que pertenece. Si realmente hubiese democracia se lo pensarían dos veces antes de tomarnos por el pito del sereno. Listas abiertas, no hace falta mucho más.

No me creo el órdago de Camps, porque Camps no es nadie. No es más que uno de los «monigotes» del PP. Si quitas a Camps y pones a González Pons o a la pantera rosa, el PP saca exactamente los mismos resultados electorales. Así son las cosas, lamentablemente. Cuando Camps llegó a presidente de la generalitat yo creo que el 50% de los valencianos no sabía ni cómo se llamaba el candidato del PP, lo que no tuvo influencia alguna para que fuese el partido más votado.

Urge una «generación democrática» (regeneración sería dar por supuesto que el sistema actual es democrático de algún modo), urge votar a los partidos políticos que propongan listas abiertas y reparto proporcional de escaños. Solo así los ciudadanos seremos mínimamente respetados, porque Rajoy se lo pensará tres veces antes de amparar a Bárcenas, porque Camps se molestará en no mentir diciendo que no conoce a El Bigotes, al que luego resulta querer «un huevo», porque el PSOE se lo pensará tres veces antes de respaldar al mentiroso de Zapatero cuando hace lo que con su habitual chulería decía que no iba a hacer «bajo ningún concepto», etc. etc. etc.

Hasta entonces, esto esto es «el sexto sentido», y no nos estamos enterando de qué va la película.

Las denuncias sobre el caso Gürtel son infundadas

Publicado en

Camps: las denuncias sobre el ‘caso Gürtel’ «al día de hoy son todas infundadas»

Mire señor Camps, lo tiene muy fácil: si está Ud limpio, ponga de patitas en la calle a todos los implicados en el caso Gürtel, que para eso no hacen falta sentencias judiciales condenatorias. Y luego pida perdón a los valencianos en nombre del PP. Pero no me cuente milongas, que voy a acabar pensando que lo de los trajes es verdad…

Los señores de los cinturones

Publicado en

«Estamos todos muy contentos, estamos muy animados y el partido está muy unido«.

Se podría resumir de esa manera las explicaciones que han dado los señores de los cinturones, Camps y Rajoy, sobre la trama de choriceo conocida como «Gürtel» (Gürtel significa cinturón, cinto o correa en alemán).

Y ya está. No han dado una sola explicación y no tienen intención de darla. Dejan pasar el tiempo, para que la gente se olvide y centre su atención en temas más recientes. Dentro de poco nos dirán que hay que «mirar al futuro y que el Gürtel es pasado», o alguna chorrada del estilo. Es la técnica del ¡ya escampará! a la que los políticos nos tienen tan acostumbrados.

¿Quién se enriqueció con esa trama corrupta? ¿Cuánto?

¿Quién estaba al tanto de que se estaba usando el partido para enriquecerse de forma amoral, ilegal y miserable?

¿Quién ordenó trabajar con las empresas de esta trama?

¿A quién le importa que el partido esté unido? ¿A quién le importa que estén muy contentos? ¿A quién le importa que estén muy motivados y con muchas ganas de ganar las próximas elecciones? Son tan prepotentes que ya solo hablan de ellos mismos. Para esta gente no existe nada fuera del partido. Y al «partido» lo único que le importa es ganar, es decir el poder y el dinero.

A mí, como ciudadano me da igual que estén tristes o contentos, unidos o a la gresca, pero sí me importa que sean honrados y que tengan principios. No es cuestión de que no tengan valor para defender sus ideas, sino que no tienen más idea que la demoscopia. Y la demoscopia no es un principio ético ni moral. Al menos no lo es fuera de su partido.

Señor Rajoy, déjelo, aparque su desmedida ambición por un momento y váyase a su casita. Y llévese consigo a cospedales, gallardones y sorayas. Su éxito será el fracaso de todos.